Se encuentra usted aquí

Tres de cada diez empresas colombianas ofrecieron sus productos en línea en 2018

El Estudio de Oferta del Comercio Electrónico en Colombia, realizado por la Cámara Colombiana de Comercio Electrónico – CCCE y RENATA, a través del Observatorio eCommerce, permitió conocer cómo las empresas colombianas están incursionando en el comercio electrónico y cuáles son sus retos frente a cada uno de los eslabones de la cadena de valor del sector.

Este estudio logró caracterizar las tendencias del eCommerce; es decir, el mercado correspondiente a la oferta de bienes y servicios en línea, así como el comportamiento del ámbito del Recaudo (pago a través de Internet de obligaciones como impuestos, servicios públicos, entre otros). Sus resultados son reveladores puesto que, por primera vez, el país logró conocer que 3 de cada 10 empresas ofrecieron, en el 2018, opciones de pago en línea para el eCommerce y/o recaudo.

Antes de este estudio, el país no tenía información concreta sobre la tasa de penetración del comercio electrónico. Por ello, el Observatorio eCommerce delegó al Centro Nacional de Consultoría para su despliegue, el cual permitió consultar en una primera fase a 1.700 empresas en 13 ciudades del país, y posteriormente, a 205 empresas de todos los sectores económicos.

Respecto a los hallazgos, este estudio corroboró que los productos más vendidos por las empresas colombianas corresponden a moda (22%), comestibles (14%) y tecnología (8%), exclusivamente para el mercado colombiano en un 82% de los casos.

Igualmente se conoció que el 85% de los comercios electrónicos ofrecen como medios de pago las tarjetas de crédito; el 79% débito a la cuenta corriente; el 52% genera la opción del pago contraentrega y, sólo el 19% ofrece medios de pago relativos a las billeteras virtuales.

Sobre los servicios de envío de los productos, el estudio reveló que las empresas de logística logran la entrega del producto en un promedio de 2 días en ciudades principales, 4 días en ciudades intermedias, y hasta 6 días para compradores ubicados en territorios alejados como San Andrés, Amazonas, entre otros.